Arraigo Social

Es una autorización de residencia por circunstancias excepcionales dirigida a aquellas personas extranjeras que hayan permanecido más de 3 años en España, tengan vínculos familiares y/o acrediten estar integradas socialmente.

Este tipo de autorización se encuentre regulada en los siguientes textos legales:

–           Artículo 31.3 de la Ley Orgánica 4/2000, sobre Derechos y Libertades de los Extranjeros en España y su Integración Social.

–           Artículo 62 a 66 y 123 a 130 del Reglamento de la Ley Orgánica 4/2000, aprobado por Real Decreto 557/2011, de 20 de abril.

REQUISITOS

No ser ciudadano de un Estado de la Unión Europea, del Espacio Económico Europeo o de Suiza, o familiar de ciudadanos de estos países a los que les sea de aplicación el régimen de ciudadano de la Unión.

Carecer de antecedentes penales en España y en los países de residencia por delitos existentes en el ordenamiento jurídico español. Recuerda que si has sido detenida o detenido en España automáticamente se generan antecedentes policiales, es decir, tus datos quedan incorporados a los ficheros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado por lo que es necesario acceder a los mismos y solicitar la cancelación.

No tener prohibida la entrada en España y no figurar como rechazable en el espacio territorial de países con los que España tenga firmado un convenio en dicho sentido. Este punto es muy importante, por lo que si tienes dudas sobre tu situación debes, antes de iniciar este procedimiento, solicitar el acceso a tus datos en los ficheros correspondientes, a fin de conocer si figuras como rechazable o no. Si apareces como rechazable podemos estudiar la posibilidad de tramitar cancelación y baja de tus datos personales de los correspondientes ficheros.

No encontrarse dentro del plazo de compromiso de no retorno a España. Esto quiere decir que si te acogiste al plan de retorno voluntario debes haber cumplido con el plazo que asumiste al retornar a tu país de origen.

Haber permanecido con carácter continuado en España durante un periodo mínimo de tres años. Se debe tener en cuenta que para cumplir con este requisito no puede tener ausencias del territorio español de más de 120 días en el periodo de 3 años.

Tener vínculos familiares con extranjeros o con españoles. Esto quiere decir, que debes tener cónyuge o pareja de hecho registrada, ascendientes o descendientes en primer grado y línea directa. Si no tienes vínculos familiares en España se puede aportar un informe de integración social emitido por la Comunidad Autónoma donde tengas fijado tu domicilio. Si el informe, una vez solicitado, no es emitido en el plazo de 30 días, la ley permite que puedas acreditar este requisito por cualquier medio de prueba admitido en derecho.

Contar con un contrato de trabajo firmado por el trabajador y el empleador, para un periodo no inferior a un año. El empleador o empresa solicitante debe estar inscrito en el régimen del Sistema de Seguridad Social y encontrarse al corriente de sus obligaciones con  la Agencia Tributaria y la Seguridad Social.

El empleador o empresa debe contar con los medios económicos suficientes para garantizar y asumir la contratación del trabajador extranjero.

Por tanto, en el caso de encontrarnos ante un empleador que es persona física se debe tener en cuenta que una vez descontado el pago del salario del trabajador extranjero el empleador debe contar para sí con el 100% del IPREM si no tiene familiares a su cargo.

Si estamos ante unidades familiares de dos miembros debe contar con el 200% del IPREM. Si la unidad familiar incluye más de dos personas se deberá sumar a la cantidad anterior el 50% del IPREM por cada miembro adicional.

En el sector agrario, se pueden presentar dos contratos con distintos empleadores y concatenados, con una duración mínima cada uno de ellos de seis meses.

También se puede solicitar esta autorización con varios contratos en una misma ocupación, trabajando simultáneamente para más de un empleador, todos de duración mínima de un año y cuya suma debe representar una jornada semanal no inferior a 30 horas en cómputo global. Por ejemplo: varios contratos de servicio doméstico para más de un empleador.

¿QUÉ PASA SI EL EXTRANJERO NO TIENE OFERTA DE TRABAJO?

Si no tienes contrato de trabajo no todo está perdido, existe la posibilidad de solicitar esta autorización sin necesidad de aportar contrato de trabajo si se acredita que cuenta con medios económicos suficientes o que estos derivan de una actividad por cuenta propia, siempre y cuando el informe de integración social así lo recomiende.

Si aún no has regularizado tu situación y llevas más de 3 años en España, con o sin oferta de trabajo, consulta con nosotras las opciones legales para obtener un permiso de residencia por arraigo social. No esperes más y da el paso para convertirte en residente legal.

Usamos cookies para brindarle la mejor experiencia en línea. Al aceptar que acepta el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies.

Privacy Settings saved!
Configuracion de Privacidad

Cuando visita cualquier sitio web, puede almacenar o recuperar información en su navegador, principalmente en forma de cookies. Controle sus servicios de cookies personales aquí.

These cookies are necessary for the website to function and cannot be switched off in our systems.

In order to use this website we use the following technically required cookies
  • wordpress_test_cookie
  • wordpress_logged_in_
  • wordpress_sec

Rechazar todos los servicios
Acepto todos los servicios
WhatsApp chat